El senador Rabbia cerró su año legislativo con más de 150 proyectos presentados

unnamed

El senador provincial por el departamento Rosario, Miguel Rabbia, concluyó su primer año en la legislatura santafesina con un total de 155 proyectos presentados. A fines del 2021 reemplazó en la banca a Marcelo Lewandowski, quien fuera electo senador nacional. “Nos propusimos darle continuidad a lo realizado por Lewandowski. En conjunto nos dimos cuatro ejes de trabajo que ordenaron nuestras prioridades: la inclusión social, el cuidado de la Casa Común, el respeto por el otro y la calidad en la gestión pública”, afirmó Rabbia.

Inevitable por su profesión de médico –que aún ejerce-, sobresalen las propuestas vinculadas a la salud. Por ejemplo las mejoras para el Instituto Autárquico Provincial de Obra Social (IAPOS); la creación de un Régimen Social para personas que padecen tuberculosis y la creación de una Secretaría de Adicciones dentro del Ministerio de Educación provincial. “Las adicciones son el gran flagelo de nuestra comunidad en estos tiempos. Debemos entender que la violencia y el consumo de sustancias van de la mano. Tenemos una deuda desde el Estado; y hay un ejemplo a imitar que es el de Córdoba, con una Secretaría que hace rastrillajes por los barrios y asiste a los adictos”, indicó el senador.
 
Además Rabbia insistió en reiteradas oportunidades para darle vida a la estructura del Hospital Regional Sur, ubicada sobre Av. Circunvalación en dirección a la localidad de Villa Gobernador Gálvez. La propuesta del legislador para incorporar allí un gran centro de rehabilitación integral de alta complejidad fue vista con buenos ojos por las autoridades ejecutivas para el diseño del proyecto final.

Por fuera de la labor estrictamente legislativa, dos grandes iniciativas se distinguen con la finalidad de garantizar el acceso a la salud. Por un lado, más de 700 mujeres de bajos recursos y diferentes localidades lograron realizarse –muchas de ellas por primera vez- una mamografía en un hospital público. “Si las mujeres no se realizan los controles preventivos por falta de información o equidad en el acceso a la salud, desde el Estado debemos crear propuestas para cuidarlas”, indicó Rabbia.

En el mismo sentido más de 100 pares de anteojos fueron entregados en diferentes escuelas públicas para los alumnos y alumnas con dificultades visuales. “La finalidad es que ningún chico se quede sin estudiar porque los padres tienen problemas económicos y no pueden acceder a los lentes”, agregó.
 
En lo que respecta a la seguridad, innovadores proyectos de ley fueron puestos en la agenda legislativa por Rabbia. Uno de ellos es la creación de la Casa de la Salud de la Familia Policial, un gran centro integral de cuidado de la salud de los policías y sus familias. “Muchas veces les exigimos de más a nuestras fuerzas y no tenemos en cuenta sus necesidades y las de sus familias. Para tener seguridad debemos cuidar a los que nos cuidan”, señaló. Por otro lado presentó una ley para establecer el marcaje de armas y municiones tanto de la seguridad pública como de la privada con la finalidad de evitar el desvío hacia el mercado ilegal.
 
Para tener una sociedad más inclusiva Rabbia entiende que se debe garantizar el acceso a la educación de todos los jóvenes en las mejores condiciones y con el correcto tutelaje del Estado. Siguiendo el lema de las “3 C” (Club, Capilla y Colegio) asistió a un gran número de clubes y asociaciones intermedias que trabajan a diario por una comunidad más justa.

Alrededor de todo el departamento Rosario se promovieron charlas de Respeto y Tolerancia por el Otro, Jornadas de Prevención y Capacitación para combatir la Trata de Personas y Talleres de Capacitación docente en alimentación saludable. De este modo Miguel Rabbia finaliza un intenso 2022, que promete ser recién la plataforma inicial de cara al 2023.
 

Te puede interesar